Dieta en períodos para combatir la celulitis

Cabe aclarar que esta dieta no es recomendable practicarlo en forma aislada.
Para que esta dieta tenga real eficacia, la persona que padece celulitis debe acompañarla con un tratamiento general y local. En combinación con el tratamiento local, esta dieta dispone de tres períodos (de dos semanas cada uno).
• Primer período del régimen
Régimen de proteínas puras: durante dos semanas se pueden ingerir seis categorías de alimentos, en cantidad ilimitada, tan a menudo como se desee y también se pueden mezclar entre sí todos estos alimentos.
Se dispone de entera libertad para ingerir estas seis categorías de alimentos.
La carne vacuna
A la parrilla o hervidas, descartando antes de cocinar las materias grasas.
Los pescados
Pueden consumirse el lenguado, la merluza, el bacalao, la dorada, el salmonete, la lubina, la pescadilla y la raya. También están permitidos las langostas, los langostinos, el cangrejo, la tortuga y las ostras.
Todos los pescados mencionados deben ser preparados sin grasas (hervido, a la parrilla, al horno, etcétera), nunca fritos.
Las aves de corral
Esencialmente el pollo, a la parrilla y consumido sin la piel. También se permiten el conejo y la carne de caza a la brasa.
Los huevos
Deben ser consumidos cocidos o pasados por agua.
Los quesos blancos
Cualquier queso que se elija, debe carecer de materia grasa.
Agua mineral
Dos litros de agua mineral por día.
Durante estas dos semanas, se puede consumir en forma moderada café, té y demás infusiones. Las mismas pueden ser endulzadas con un edulcorante dietético, pero sin azúcar. La sal debe ser sustituida por una sal dietética y la mostaza no debe contener sal.
Está permitido ingerir vinagre, pimienta y algunas hierbas (tomillo, laurel, romero…). En cambio, el limón está prohibido (excepto sobre el pescado y en el té). Descontando los alimentos mencionados, todo lo demás queda prohibido, incluso las frutas y legumbres.
• Segundo período del régimen
Después del último día de la segunda semana y hasta el último de la cuarta, el régimen basado en el consumo de proteínas, puede ser ampliado con verduras. Con respecto a aquellas que están permitidas, enumeramos las siguientes: tomates, pepinos, rábanos, chauchas, espinacas, ensaladas, espárragos, puerros, coles, champiñones, apios, hinojo, pimentones y calabazas. Todas estas verduras pueden ser preparadas cocidas con agua, o bien crudas, preparadas con aceite de parafína. En este caso, las cantidades tampoco están limitadas. Pueden ser acompañadas con limón.
• Tercer período del régimen
Cuando han transcurrido cuatro semanas de régimen y se comienza con el tercer período, a las proteínas y legumbres, pueden añadírseles frutas. Sin embargo, en este caso, las cantidades sí están limitadas. Por otro lado, tampoco se pueden comer todos los tipos de frutas. Las permitidas son el pomelo y el ananá natural. Esto se debe a que se trata de frutas jugosas, refrescantes, pobres en calorías y que poseen enzimas particularmente favorables para el tratamiento. Las frutillas, los duraznos blancos y el melón también están autorizados, pero desafortunadamente no son frutas de todo el año.
Este régimen en períodos, de seis semanas en total, es un régimen tipo, conveniente para casos medios de celulitis, que afectan a mujeres cuyo peso es superior al normal.

Volver a Dietas

Artículos relacionados