Sobre la actitud proveedora

La Madre Tierra da de sí a todas las criaturas que viven en su espacio, sin pedir nada a cambio. Cuando utilizamos sus recursos correctamente, estamos recibiendo todo lo que necesitamos. La actitud proveedora nos coloca en la posición de darnos cuenta dónde están los recursos disponibles y cómo distribuirlos y usarlos de modo adecuado para que todos participen de ellos. La acción proveedora busca y descubre las formas de nutrir lo que quiera que esté pidiendo nuestra atención con recursos materiales, afectivos o mentales y provee lo que sea necesario para que algo suceda efectivamente.
Sugerencias prácticas para tener una actitud proveedora
• Observa si hay alguna “energía detenida” en tu casa o en tu ambiente de trabajo. Haz que esa energía circule donando objetos que ya no necesitas o que se acumularon.
• Haz circular ideas positivas. Provee al medio ambiente tus mejores pensamientos y sentimientos.
• Evita el consumo excesivo. Lo que es superfluo en nuestras vidas se transforma en carencia más tarde.
• Cuida bien tu salud. Para ser un buen proveedor o proveedora, es necesario estar bien con la fuerza de la vida interna.

Volver a Nosotras y nuestras actitudes

 

Opina

*

Mapa del sitio