Sobre la actitud participativa

Cuando la luz del Alma comienza a irradiarse en nuestra vida, sentimos un gran impulso para participar en la transformación y en la curación planetaria, porque sabemos que no podemos jamás estar aislados o separados de nuestros hermanos y hermanas humanos y de toda la Naturaleza. La actitud participativa nos estimula a compartir con el “todo mayor” el significado único de nuestra singularidad, adicionando valor y calidad de conciencia al medio en que vivimos.
Sugerencias prácticas para tener una actitud participativa
• Comparte con las personas que amas lo que has aprendido respecto de ti mismo.
• Reconoce los cambios que has vivido y que te hacen más participativo.
• Tú eres una persona única y especial en todo el Universo. Sabe eso y participa de la vida con mucha alegría.
• En grupo, en la relación entre dos, participa con un oído atento, una visión clara y una atención amorosa para con todos.

Volver a Nosotras y nuestras actitudes