Sobre la actitud cooperativa

Donde hay cooperación no existen disputas de poder. La actitud cooperativa es aquella que pone énfasis en los puntos de convergencia dentro de un grupo o en una relación, para crear solidaridad y compañerismo.
Cuando cooperamos, reconociendo la dignidad de cada ser humano y la contribución que tiene para dar, nuestro poder personal se transforma en servicio para el bien de todos a nuestro alrededor. La Naturaleza nos da la más bella lección de lo que realmente significa cooperar.
Sugerencias prácticas para tener una actitud cooperativa
• Observa si hay alguien, aquí y ahora, que necesite tu cooperación.
• Cuida que las metas comunes de cualquier emprendimiento sean claramente identificadas y comunicadas.
• Para ser cooperativo, es importante saber escuchar y reconocer las ideas y visiones de las otras personas dentro de un grupo o en una relación.
• Coopera con la calidad de vida planetaria: favorece el reciclado de recursos naturales.

Volver a Nosotras y nuestras actitudes