Garcinia para perder peso

Inhibe la producción de grasas, ayuda a quemar más calorías y regula el apetito.
GARCINIA
De los frutos secos de la garcinia (Garcinia cambogia), un árbol del sur de la India, se obtiene el hidroxicitrato (HCA), químicamente similar al ácido cítrico de la naranja y el limón. Este inhibe la producción de grasas a partir de hidratos de carbono y aumenta la combustión de las calorías ingeridas. También ayuda a regular el apetito, reduce la apetencia por lo dulce y disminuye la producción de triglicéridos y colesterol.

En la digestión, las calorías de los hidratos de carbono no aprovechadas en el momento y que no se almacenan como glucógeno, se convierten en grasas y se acumulan en los adipocitos, dando lugar al sobrepeso y la obesidad. El HCA evita esta conversión y dirige las calorías hacia la producción de glucógeno, lo que redunda en un incremento del nivel de energía. Además influye sobre el apetito sin provocar aversiones condicionadas hacia los alimentos, pues no altera el gusto ni causa malestar o molestias gástricas.

Efecto saciante

La producción de glucógeno y la estimulación de los glucorreceptores hepáticos provocan una sensación de saciedad precoz enviando señales al cerebro a través del nervio vago. El cromo, en sinergia con el HCA, ayuda a estabilizar la glucosa y a reducir el apetito.

indicaciones. En suplemento la garcinia se indica para quienes siguen algún tipo de dieta, desean controlar su peso o aumentar las reservas energéticas, incluidos los atletas. Dosis. Se aconseja empezar con 1 g de hidroxicitrato tres veces al día y, como mantenimiento, 500 mg también tres veces al día. El mejor momento para tomarlo es 30 minutos antes de las comidas.

 

Opina

*

Mapa del sitio