Florencia

hoteles baratos en florencia

El Duomo domina el perfil de Florencia

Florencia es el alma de Italia. Su centro, cerrado al tráfico, conserva el aspecto y el ambiente de la ciudad-estado medieval que fue en el pasado. En él se escucha el eco del impacto histórico de su contribución al desarrollo político y cultural de toda Europa.
Contiene un abanico casi aplastante de galerías, edificios fabulosos y tesoros alrededor de las iglesias y en su interior. Su corazón es el Duomo, dedicado a Santa María del Fiore, una obra maestra gótica perfecta, coronada por la cúpula de Brunelleschi y repleta de frescos de algunos de los mejores artistas italianos.
Al lado, el baptisterio es un templo romano reutilizado, con tres puertas de bronce que son tres de las primeras muestras de fundición del Renacimiento.
La Florencia renacentista está dominada por los Medici y las obras de los artistas a los que patrocinaban. Las dos galerías de arte más importantes de Florencia (los Uffizi y el Palazzo Pitti) se construyeron para sus colecciones de arte. La tercera galería más destacada, la Accademia, alberga la monumental estatua del David de Miguel Ángel (la que hay frente a los Uffizi es una copia).
Florencia es la cuna de la arquitectura del Renacimiento, y algunos monumentos como el Ospedali degli Inocenti (hospicio de los huérfanos) de Brunelleschi y la capilla Pazzi en la iglesia de la Santa Groce, o el trabajo de Miguel Ángel en San Lorenzo, en la capilla Medici y la biblioteca Laurenciana son ejemplos perfectos de este estilo.
Un paseo a orillas del Arno ofrece la oportunidad de disfrutar del perfil aéreo de Florencia, formado por cúpula rojizas y torres.
También encontrarás el Ponte Vecchio, el único puente original que ha sobrevivido, con sus casas y tiendas, siempre repleto de gente. Pero estés donde estés, el Duomo domina el perfil de la ciudad desde cualquier punto. Es realmente exquisito, y su sutileza y belleza siguen siendo el mayor monumento a la sensibilidad florentina.

Volver a Lugares